JUAN DE J. GUTIERREZ GUERRERO DISTINGUIDO ABOGADO Y HUMANISTA
Autor: SERGIO ALEJANDRO RUEDA MORENO .
Publicado en : PÁGINA WEB
Fecha: viernes 25 de junio del 2021

Autor: SERGIO ALEJANDRO RUEDA MORENO
ABOGADO Y CONTADOR PÚBLICO ESPECIALISTA
Bucaramanga, 26 de junio de 2021.

Ha viajado hacia el sueño eterno el distinguido profesional bumangués JUAN DE JESÚS GUTIERREZ GUERRERO a sus 80 años, quien en la juventud trabajó para el banco Bogotá, bachiller del Colegio Santander, se formó en Derecho en la Universidad Libre de la capital y vinculado a la Rama Judicial escaló a los cargos de Juez Penal en Barrancabermeja y Bucaramanga, Juez Militar y entre los años 80 a 95 ascendió a Procurador Judicial II ante la Sala Penal del Tribunal Superior de Bucaramanga, descollando por su liderazgo y publicaciones jurídicas, lo llevaron a ser postulado a la Magistratura de la Sala Disciplinaria del recién creado Consejo Superior de la Judicatura aspiración truncada por la falta de apoyo de los congresistas de Santander.



Sus estudios de Especialización en Filosofía del Derecho y Derecho Público de la U. de Antioquia – UIS y de la UNAB lo llevaron a la cátedra en la Universidad Santo Tomás y a dedicarse a su más grande pasión, la de escritor, con 3 libros, uno de ellos “Técnicas de Casación”, haber mantenido durante 20 años la publicación de la Revista “Derecho Correcto” y columnista del Diario el Frente de Bucaramanga.

Fue un amigo excepcional, tratable, soñador de un mundo mejor; solidario con las personas humildes y necesitadas como las que a él acudieron en tiempos de la crisis del sistema UPAC de 1999 con la pérdida de cientos de viviendas y los enorme problemas económicos y sociales sobre los cuales escribió importantes estudios.

Un gran padre, cercano a sus hijos el Ingeniero Jorge Enrique, los abogados Juan Carlos, Harold Mauricio y la Bacterióloga Laboratorista Katherine Gutiérrez Romero habidos con su esposa Tulia Romero, dan cuenta de su esfuerzo como persona responsable.

Su jovialidad, deseo de servicio y liderazgo permitió que se vinculara estrechamente con la Asociación de Ciencias Económicas y Sociales de Santander en la década de los 90, de la cual fue Director y en los últimos años El Colegio Nacional de Periodistas de Santander y el Colegio Nacional de Abogados de Bucaramanga los cuales presidió y el de Bogotá directivas las cuales muchas veces se reunían en sus oficinas profesionales del Edificio Garcés en Bogotá y en su sede de Bucaramanga.

Por consiguiente al ser un Humanista a carta cabal, merece el reconocimiento como filántropo, pues jamás pensó en amasar fortuna para sí, ni sucumbió a las veleidades terrígenas de poseer gran carro, gran mansión, ni pertenecer a grandes clubes. Fue un hombre integérrimo, de buen vestir como los abogados de antaño y así se le veía en los grandes pasillos del cuarto piso en el Palacio de Justicia de Bucaramanga.

Descanse en paz apreciado y respetado amigo, que su espíritu verdaderamente liberal seguirá presente en la mente y en el corazón Santandereano. Paz en su última morada.

“La verdadera amistad como ciertas flores, no se da en las alturas, pues reverdece mejor en tierra buena, la de los hombres justos, honrados estudiosos y pacíficos.”
.......................(Clic para ver el artículo Original)

Fuente: Diarios, publicaciones web y Opiniones ciudadanas